Blog de Apolo Agencia Digital

Usa el prototipo y comete errores con inteligencia

Cuando las personas escuchan la palabra “prototipo” normalmente piensan en robots, máquinas o aparatos con cables colgando. Sin embargo, hoy hablamos del prototipo como una acción, que consiste en construir y probar varias versiones en “borrador” de una idea para poder entenderla a fondo y poder comenzar a desarrollarla. Esto supone tanto construir un complejo aparato con cables como simplemente dibujar un boceto en un papel.

¿Con qué tipo de ideas o productos se puede hacer?

La respuesta es la siguiente: con todo, bueno, casi todo. Desde aplicaciones móviles, automóviles, comida, experiencias, plan de negocios, presentaciones, etc. Se puede hacer un prototipo de cualquier cosa. Solo tienes que tener un buen enfoque mental.

¿Cómo se hace eso?, pues piénsalo de esta manera: hacer un prototipo es fracasar previamente, para evitar fracasar después. No se trata de acertar a la primera, ni a la segunda. Se trata de mejorar tu idea rápidamente mediante prueba y error, que supone menos riesgo que lanzar un producto y probarlo después.

Pero, ¿por qué construir un prototipo?

Sería más sencillo hacerle una encuesta a la gente, la cual también debes hacer porque una encuesta valida tu hipótesis, sin embargo, el tema es que hay que construir algo para entenderlo realmente y, sobre todo, aprender. Si le muestras una idea abstracta a la gente, es probable que respondan hipotéticamente. Un prototipo les da algo tangible con lo cual pueden interactuar y frente a lo cual pueden reaccionar. Esto te brinda una retroalimentación más precisa y valiosa.

Debes usarlo para formular una pregunta, no solo para mostrarle tu idea a la gente. Piensa en lo que necesitas aprender para seguir mejorando y versionando el producto. No te preocupes si no tiene buen aspecto. Podrás mejorarlo después de obtener la información que necesitas. 

Ahora que conoces el qué y el por qué del prototipo, hablemos de la frase “puedes hacerlo con cualquier cosa“. Es verdaderamente así.

Digamos que eres un chef y has creado un nuevo plato. Antes de ponerlo en la carta de tu restaurante, podrías probarlo y mejorar la receta creando diferentes versiones para que pruebe la gente. Luego podrías usar sus opiniones para mejorar la preparación. Otro ejemplo, una tienda por departamentos (como el Corte Inglés) podría testar su experiencia de ventas creando un prototipo de un producto específico de una de sus marcas. Allí podrían probar ideas, como una nueva disposición o una app móvil antes de lanzarla de forma real en la tienda. Puedes incluso hacer un prototipo en la manera de trabajar. Escoge un día de la semana que podría ser el “día del prototipo”, donde pruebas cosas como solo tener reuniones antes de la 1 del mediodía o no tomar café después de las 9. Si algo funciona, lo agregas a tu actividad habitual.

Hasta se pueden hacer prototipos del futuro de la salud. “Kaiser Permanente” usa el Centro de Innovación Garfield para ello, e incluye réplicas de habitaciones de hospital, consultorios y casas particulares. Hasta tiene robots. Su prototipo involucra maquetas de cartón, simulaciones de tecnología y la recreación de flujos de trabajo. Esto les permite mejorar procesos y métodos en un entorno seguro. En todos estos ejemplos, el prototipo no es algo que funcione de entrada. Se trata de construir, testear, mejorar, construir, testear, mejorar, construir, testear, mejorar…y construir, testear, mejorar… Ok, ya lo entendemos.

Vamos a ver los distintos tipos de prototipos que puedes hacer para diferentes etapas de tu idea

Cuando estás en las primeras etapas de desarrollo de una idea, puedes simplemente hacer un prototipo para explorarla. Esto normalmente hace que la lleves desde un concepto abstracto hasta un artículo físico sencillo, digital o empírico. Una vez que tienes un concepto sólido, quizás no sepas cómo funcionará en la realidad. Entonces puedes hacer un prototipo para aprender cómo el comportamiento innato de la gente puede darle forma al comportamiento de tu producto. A medida que desarrollas tu idea, puedes tener preguntas específicas sobre alguna característica o aspecto de la misma. Por ejemplo, ¿debe ser azul o roja? ¿a qué grupo de edad debo dirigirme? Puedes hacer un prototipo para testear y conseguir opiniones del público.

Vamos a comparar situaciones con las distintas etapas del prototipo. ¡Recuerda! explora creando un artículo simple al principio. Aprende cuando el comportamiento de las personas te muestre cómo debería funcionar tu producto. Testea cuando tengas preguntas específicas sobre una característica.

Diseño Web - Páginas Web - Apolo Agencia Digitaldigital

Ejemplo 1: Rafael tiene una idea para un almacén que da clases de cocina mientras la gente compra y construye un mercado pequeño para observar mejor su comportamiento. En este ejemplo Rafael Aprende.

Ejemplo 2: Cristina acaba de tener una idea para una taza que hace su propio café. Para ayudar a visualizarlo, hace una versión de baja calidad con un vaso de papel, un embudo y un sorbete. En este caso Cristina está Explorando

Ejemplo 3: La aplicación de Marina mezcla citas con almuerzo en el descanso laboral. Se pregunta: ¿A la gente le interesará? Crea un sitio, y le pide a la gente que se registre para recibir notificaciones. En esta etapa Marina Evalúa. 

Cristina está empezando a desarrollar su idea, asi que arma un prototipo físico para explorarlo, Rafael diseña un prototipo para estudiar el comportamiento de sus clientes, Así, verá cómo podría hacer funcionar su negocio. Y Marina crea un prototipo de sitio web para evaluar el nivel de interés en su aplicación.

Lo bueno es que no necesitas un concepto totalmente terminado para empezar con el prototipo. Aunque tengas una idea incipiente, puedes empezar a hacerlo. De hecho, el prototipo te puede ayudar a completar tu idea. Los prototipos iniciales pueden ser sencillos, como bocetos. Debes hacer al menos 2 versiones para poder comparar y contrastar.

Conclusión:

  1. El prototipo mejora tu idea mediante la prueba y el error
  2. Puedes hacer un prototipo de cualquier cosa.
  3. Un prototipo se hace para explorar, aprender y testear.
Juan Maldonado

Juan Maldonado

Ingeniero de Sistemas, Co-Fundador de Apolo Agencia Digital. Senior IT Project Manager, especialista en Diseño de aplicaciones web y aplicaciones móviles. Consultor SEO.

1 comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Te gustan nuestros artículos?

Suscríbete a nuestros blog y no te pierdas nuestras publicaciones