Blog de Apolo Agencia Digital

Cuánto cuesta hacer una página web

Cómo diseñador de sitios web siempre me preguntan cuánto cuesta hacer una página web y cuál es el precio justo de una página web. Para algunos desarrolladores y agencias es difícil fijar los precios. Y para algunos clientes una web resulta cara y para otros barata, pensando así que es de mala calidad. La verdad es que no existe el precio justo. Es como pedir el precio justo de una cena. Depende de muchos factores – o ingredientes – ¿cierto?, Pues lo mismo sucede con el diseño de una página web.

El tema radica en que tanto clientes como profesionales tienen la sensación muchas veces de que el precio no es justo. Y, generalmente, el problema se genera por una falta de entendimiento entre ambas partes sobre cuál es el precio de una página web. Son muchos los clientes que no saben muy bien lo que quieren y, peor aún, por lo que están pagando. Lo que le sucede a muchos es que tienen una idea en la cabeza de lo que le gustaría, pero no tienen idea de cómo trasladar esa idea a una página web. Y todavía menos idea de cuánto tiempo y/o dinero puede costar hacerla si se contratan los servicios profesionales de un diseñador o una agencia.

Así que en este post, intentaré dar una respuesta sobre cuánto cuesta hacer una página web y el precio justo tanto para desarrolladores como para clientes, de modo que la distancia que existe se disminuya y ambos sepan cuánto pagar o cobrar por el diseño de un sitio web.

Antes de fijar el precio, hay criterios que tenemos que tener en cuenta. Cómo comentaba al principio, en el caso de una cena, el precio del plato lo determinan sus ingredientes, la calidad de los mismos, la zona donde está ubicado el restaurante, la experiencia (UX), la presentación del plato (diseño), etc.

Vamos a ver todos los criterios que nos ayudarán a determinar cuánto cuesta hacer una página web y su precio.

Diseño Web - Páginas Web - Apolo Agencia Digitaldigital

Plantilla o Web hecha a medida

El primer ingrediente a tener en cuenta es si vamos a diseñar a medida desde cero o si vamos a comprar una plantilla. Esto cambia el precio de forma extraordinaria. Si se hace un diseño web desde una plantilla, (en una anterior entrada hablamos sobre por qué usar wordpress) digamos que el 80% del trabajo esta hecho:

  • Tenemos el diseño acabado.
  • Está la estructura desarrollada.
  • Sólo hay que incluir los contenidos.

En este criterio los clientes casi siempre por temas económicos prefieren una plantilla. Hasta aquí genial. ¿Dónde viene el problema? A menudo el cliente no tiene ni idea de cuánto cuesta en términos de tiempo/conocimientos, el trabajo que supone modificar la plantilla. Así que te dicen frases como: “y si esta columna la hacemos mas grande, o añadimos una sección, o cambiamos el tamaño del header, quita aquí, añada allá”. Al cliente esto le parece tan sencillo como cambiar el tamaño de fuente de un documento Word. Y lo que sucede es que muchas veces las modificaciones no están incluidas ni especificadas en el precio del servicio. Y ya tenemos un problema.

Para evitar estos problemas, es trabajo de la agencia o del diseñador explicar al cliente qué incluye y qué no el precio, antes de empezar el proyecto. Hay cosas que a nivel visual pueden parecer muy sencillas, pero a nivel técnico no lo son tanto y tienen otro precio. Cómo astronauta digital, mi consejo es: no dar nada por sentado. La manera en que el cliente y el profesional ven el diseño de una página web es totalmente diferente. Cambiar de perspectiva y verlo desde la posición contraria, nos ahorrará malentendidos y tiempo.

Tamaño del sitio web

No es igual crear una página web de una sola página que diseñar un sitio web corporativo en varios idiomas o una tienda online con cientos de productos. Así que el siguiente ingrediente a la hora de valorar el precio de una web son las dimensiones del proyecto. Esto pueden ser muchas características, pero las más destacadas son:

  • Número de páginas o secciones.
  • Cantidad de formularios.
  • Número de sliders.
  • Programación backend para que todo funcione.
  • Integraciones con API de 3eros. ejemplo: Mailchimp, Paypal, Facebook, etc.
  • Imágenes y vídeos si son personalizados o de recurso.

Como clientes nos hemos de plantear exactamente lo que pretendemos con nuestra página web, y como profesionales o agencia es nuestro deber asesorar y ayudar a nuestro cliente a establecer el objetivo del sitio web para ajustar las dimensiones del proyecto a las necesidades reales del cliente. Y desde esta perspectiva es importante muchas veces una palabra olvidada: La Ética.

  • Profesionales / Agencias. a la hora de asesorar al cliente es importante no pensar “que más puedo venderle” para sacarle así más dinero. Hay un montón de cosas que pueden ser innecesarias de acuerdo a las necesidades del cliente. Esto quizás puede generar beneficios a corto plazo, pero a largo plazo vuestra reputación quedará en tela de juicio.
  • Clientes: Todos los precios son negociables, pero no se puede pretender disfrutar de un plato ‘estrella michelín’ a precio de bollería. A un profesional le gusta que valoren y estimen su trabajo. Si abusas del “precio a la baja”, el profesional o la agencia se sentirán menospreciados y por consecuencia el trabajo final no será de la calidad de las expectativas.

Número de modificaciones

Un elemento clave que influye en gran medida para poder determinar cuánto cuesta hacer una página web, es el número de modificaciones.Todos tenemos un amigo o un conocido amigo de un amigo al cuál le damos “un precio amigo”. Y le hacemos un sitio web dando por sentado que entenderá que ese precio amigo implica no exigir muchas modificaciones a la plantilla o, en otras palabras, no “dar tanto por saco”. Pero lo que entiende es lo contrario, que como amigo, tiene el privilegio de pedir tantos cambios como desee a coste cero.

Esto refleja otro de los errores comunes que es presuponer que el otro entiende lo que tú estás entendiendo. Tanto si eres cliente o agencia, establece desde el principio a cuántos cambios da pie el precio establecido. Si, por ejemplo, sólo se permite un cambio por página y esto es algo trivial, una palabra, una frase… el precio será muy distinto a si cada dos por tres se quieren hacer cambios que encima son de estructura y de diseño. Se debe dejar todo muy claro desde el principio y por escrito. Es otro de los ingredientes determinantes para evitar problemas una vez fijados los precios.

Valor añadido

Otro de los ingredientes a la hora de fijar el precio de una página web son los beneficios que obtiene el cliente a corto/largo plazo, así como el talento aportado por el profesional o la agencia. No es lo mismo que la página web la diseñe un profesional o agencia con un portfolio y una presencia online demostrada a que lo haga un “profesional” encontrado en páginas de segunda mano. En el caso de los primeros, tienen horas y horas de trabajo y experiencia que el cliente debería reconocer fácilmente en su portfolio. Y en el caso de los segundos, el cliente debe averiguar las credenciales del profesional. A partir de aquí, el profesional puede hacer todo lo posible por demostrar (o aparentar) unas credenciales.

¿Cuánto cuesta hacer una página web?

Pues bien, dicho todo lo anterior, queda claro que es imposible dar un precio como válido que sirva para todos los gustos y colores. Como agencia tratamos de definir un precio que sirva como base, a continuación una estimación para diferentes proyectos.

NOTA:  El talento y la experiencia no tienen precio. 

Precios para un diseño web (orientativo)

  • Diseño de una landing page desde cero: a partir de 650€ + IVA
  • Adaptación de plantilla landing page sin modificaciones estructurales: a partir de 300€ + IVA
  • Adaptar plantilla HTML: a partir de 600€ + IVA
  • Adaptación de plantilla CMS WordPress: a partir de 750 € + IVA
  • Diseño web desde cero CMS WordPress: a partir de 2.000€ + IVA

Estos son precios orientativos. Considerando que la ubicación de nuestra agencia es Madrid, no Granada, que no es lo mismo. Lo más importante es que ambas partes sean transparentes. Los precios para algunos serán caros, para otros baratos. Pero lo que realmente importa es, como agencia o profesional, que puedas ayudar realmente al cliente en el objetivo de crear o mejorar su página web, que a fin de cuentas es por eso por lo que está dispuesto a pagar.

 

Juan Maldonado

Juan Maldonado

Ingeniero de Sistemas, Co-Fundador de Apolo Agencia Digital. Senior IT Project Manager, especialista en Diseño de aplicaciones web y aplicaciones móviles. Consultor SEO.

Comentar

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Te gustan nuestros artículos?

Suscríbete a nuestros blog y no te pierdas nuestras publicaciones