Blog de Apolo Agencia Digital

Aparece en Búsquedas y Motores de Búsqueda con SEO

¿Cuál es la diferencia entre SEO y SEM?

¿Cómo trabajan los motores de búsqueda?

¿Por qué debería optimizar mi sitio tanto para los motores de búsqueda como para las personas que hacen búsquedas?

SEO. SEM. SEO. SEM.

Suenan más o menos parecido, por eso es fácil pensar que son lo mismo. Pero SEO (Search Engine Optimization) trabaja de manera diferente que SEM (Search Engine Marketing). Brevemente, SEO significa hacer pequeños cambios en tu sitio web que pueden ayudar a que aparezca naturalmente en las búsquedas de los usuarios. Mientras que SEM significa colocar avisos (anuncios) pagados para que aparezcan en las búsquedas.

 


Hablemos de SEO.

Como dijimos antes, se trata de posicionar tu sitio web para que sea el mejor resultado del motor de búsqueda, porque el 95% de los usuarios que realizan búsquedas se quedan con los resultados de la primera página. Por eso, mientras más cerca esté tu sitio de la primera página, mejor. Para lograr esto, necesitas saber cómo los buscadores realizan este procedimiento. Vamos a usar Google como ejemplo, aunque obviamente existen otros motores de búsqueda.

Google comienza con un rastreo de la web: sigue enlaces de página a página, recolectando tanta información como sea posible. Después pone todas las páginas que revisó en un índice, ordenándolas por contenido y otras características.

El SEM usa avisos para mejorar la posición en los resultados de búsqueda de pago y SEO hace uso de tu sitio para mejorar tu posición en los resultados orgánicos. 

Cuando alguien hace una búsqueda, Google le organiza los resultados. Usa algoritmos que le permiten saber qué es lo que el usuario está buscando y le ofrece las páginas más relevantes del índice. Esto quiere decir que deberías hacer que tu sitio sea lo más atractivo posible, tanto para el motor de búsqueda como para el usuario que busca. Será de gran ayuda que puedas entrar en la mentes de ambos y ver cómo se imaginan los resultados de búsqueda.

En general, hay 3 elementos principales en un resultado de búsqueda (aunque los motores pueden cambiar estos elementos de manera frecuente). Estos 3 elementos incluyen: Título (el nombre de la página web y de la empresa), URL (la dirección del sitio web), Descripción (Un breve texto que describe el contenido de la página web). Los motores de búsqueda verán esta información como parte de un código y los usuarios van a ver la información en la página de resultados de su búsqueda de forma organizada, con un título clickeable en color y una URL.

Como los motores de búsqueda y las personas ven los resultados de maneras diferentes, debes preparar tu sitio de distintas formas para cada uno de ellos. La buena noticia es que la optimización normalmente sólo requiere de algunos ajustes y mejoras, y no una revisión completa. Para preparar tu sitio adecuadamente, asegúrate de que su navegación resulte fácil y de que está estructurado lógicamente, de modo que pueda ser rastreado e indexado con precisión. Es muy importante tener en cuenta lo que puedes hacer y lo que no. Asegúrate de que:

  1. El título de la página debe ser único y preciso, resumiendo tu negocio en una oración rica de información y breve.
  2. No uses un título super creativo que no esté relacionado con la página.
  3. No uses un título por defecto, como “Sin título” o “Nueva Página”.
  4. Escribe diferentes descripciones para cada página, especialmente si tienes muchas.
  5. Escribe una descripción que tenga que ver con el contenido de la página, no algo genérico como “Estás es una página web”.
  6. Elige un nombre para el dominio que sea descriptivo y fácil de leer como “apolo.digital”, fácil ¿verdad?
  7. No uses un dominio largo y complicado como www.midominio.com/prodid?123456
  8. Haz que las direcciones de las subpáginas sean fáciles de leer: www.midominio.com/blog

Tener estas pautas en mente puede ayudar a que tu sitio web sea más atractivo para los motores de búsqueda. Ahora, te daremos consejos para llamar la atención de los usuarios que hacen la búsqueda. Sigamos…

Mientras que optimizar tu sitio para el rastreo de los motores de búsqueda implica ajustar palabras clave y URLs, optimizarlo para las personas que buscan implica trabajar sobre sus contenidos. Un contenido fuerte, llamativo y útil seguramente mejorará tu posición en las búsquedas más que cualquier otra cosa. A los usuarios les encanta compartir contenido a través de redes sociales, blogs, mails, etc. Todo ese boca a boca orgánico puede ayudar a que recibas más visitas. Aunque no todos podemos ser grandes redactores, puedes seguir algunos procedimientos que te ayudarán a elaborar mejores contenidos. Antes de nada, haz que tu texto sea fácil de leer y de seguir. Organiza tu contenido y mantenlo enfocado en el tema central. Divídelo en párrafos cortos, con una lógica simple para ayudar a que los usuarios encuentren más rápido lo que buscan.

También presta atención a tus imágenes. Escribe una breve leyenda debajo de cada imagen y pon la información más relevante en el texto, en lugar de la imagen. Asegúrate de agregar nuevos contenidos regularmente para que tus seguidores vuelvan a entrar y atraigan a nuevos usuarios. Piensa en la portada de tu sitio web o en la página de inicio, ¿qué contenido hay en la página? ¿cuáles son algunas de las palabras clave? Ahora intenta escribir un título y una descripción de la página optimizada para una búsqueda.

Juan Maldonado

Juan Maldonado

Ingeniero de Sistemas, Co-Fundador de Apolo Agencia Digital. Senior IT Project Manager, especialista en Diseño de aplicaciones web y aplicaciones móviles. Consultor SEO.

1 comentario

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

¿Te gustan nuestros artículos?

Suscríbete a nuestros blog y no te pierdas nuestras publicaciones